Reforma tributaria en Chile aumentará gradualmente impuestos a las Empresas

La iniciativa de Doing Business del Banco Mundial busca medir las normas que regulan la actividad empresarial a nivel mundial. Este informe es de interés para inversionistas ya que habla acerca del clima empresarial y la facilidad para hacer negocios en cada país. Según su último informe, Doing Business 2016, Chile se posicionó de 48 entre 189 países, manteniéndose en la misma posición frente al 2015.

Sin embargo, con respecto a la facilidad del pago de impuestos, Chile se posicionó en el lugar 33 perdiendo cinco posiciones frente al 2015, esto debido principalmente a la eliminación del Fondo de Utilidades Tributables (FUT) a partir del 2018 y al aumento de los impuestos a las empresas.

Entender e identificar las características de estas reformas en el sistema tributario chileno es de suma importancia para evitar sobrecostos en el pago de impuestos derivados de sus actividades comerciales en Chile. Estos cambios en la estructura de pago de impuestos en Chile se dieron como resultado de la reforma tributaria de 2014 hecha por la Presidenta Michelle Bachelet. La eliminación del FUT implica que:

  • Se deberá tributar todo retiro, distribución o remesa de utilidades
  • Los retiros en exceso ya no podrán diferir su tributación y se tributarán con impuestos del 35%
  • No se podrá reducir los impuestos por medio de las pérdidas imputadas a la utilidades del pasado debido a la eliminación del carry back
  • Las empresas que inviertan en el extranjero deberán informar al Servicio de Impuestos Internos (SII) el destino, monto y tipo de las inversiones realizadas y estarán sujetas a sanciones y tributación si no lo hacen. Las inversiones en paraísos fiscales deberán completar toda su tributación antes de salir del país
  • Se reemplaza el FUT por dos tipos regímenes tributarios: Sistema Integrado Atribuible y Sistema Semi-Integrado

Las empresas pueden optar por cualquiera de los dos regímenes y deberán mantenerse en el régimen que escojan por un período mínimo de cinco años.

Sólo podrán acogerse al régimen atribuible los contribuyentes obligados a declarar según contabilidad completa. En este régimen no existe una diferenciación entre las utilidades retenidas y las retiradas. El impuesto a las empresas se aumentará a 24% en 2016 y a 25% en 2017. Otorga un crédito sobre el global complementario de 100%. La tasa máxima pueda llegar a ser de 35%.

El sistema semi-integrado cuenta con una tasa diferenciada entre las utilidades retenidas y las retiradas. El impuesto a las empresas se aumentará gradualmente a 24% en 2016, a 25,5% en 2017 y a 27% en 2018. Otorga un crédito cobre el global complementario de hasta un 65%. La tasa máxima pueda llegar a ser de 44,45%.

Finalmente, esta reforma tributaria implica que las grandes empresas pagarán mayores impuestos, pero a su vez beneficiará a las pequeñas y medianas empresas (PYMES). Estos nuevos beneficios incluyen:

  • Menor pago de impuesto por crédito de reinversión de utilidades. Para empresas con contabilidad completa y ventas de hasta 2.400 millones de pesos chilenos (100.00 Unidades de Fomento-UF), se permitirá descontar cerca de 100 millones de pesos chilenos (4 mil UF) de utilidades si son reinvertidas
  • Posibilidad de depreciar inmediatamente un bien comprado
  • Alivio en la caja por desfase en el pago del impuesto al valor agregado (IVA)

El equipo de Biz Latin Hub Chile cuenta con el conocimiento de la estructura legal y tributaria del mercado local, que podrían ser de gran ayuda para asegurar el éxito de su inversión en Chile. Contáctenos aquí para brindarle mayor asesoría.

Pin It on Pinterest

Share This

Share This

Share this post with a friend or colleague!